Ser Kinkycereza

  • Ser Kinky
  • Espacio virtual para explorar, culturizar y difundir la sensualidad y el erotismo
  • ser kinky
  • Espacio virtual para Explorar, Culturizar y difundir la Sensualidad y el Erotismo

Ser Kinky

Sexo vainilla vs. Prácticas alternativas

Por: Redacción Kinky

Tener sexo convencional o atreverse a explorar nuevas prácticas sexuales, ¡he ahí la cuestión!

Sexo vainilla vs. Prácticas alternativas
Tener sexo convencional o atreverse a explorar nuevas prácticas sexuales, ¡he ahí la cuestión!

Para empezar, ¿sabes qué significa el término “sexo vainilla”? Viene del idioma inglés, en donde el adjetivo “vanilla” significa, en diferentes contextos, común, convencional o estándar. Así pues, los afectos al BDSM y otras prácticas alternativas, comenzaron a usar este término para referirse al sexo convencional que no arriesga o prueba con nuevas experiencias. Pero, ¿realmente tendremos que elegir uno de los dos?

Con la aparición de películas como Ninfomanía o 50 sombras de Grey, se desató un boom en lo que respecta a las prácticas sexuales alternativas; de pronto, ya todo el mundo quería experimentar “cosas nuevas y arriesgadas” en el sexo y, en las sex-shops, la venta de artículos para BDSM se disparó incontrolablemente. De pronto, si no te interesas por estas nuevas prácticas, puedes sentirte bastante común y corriente.

Pareciera que el sexo se volvió una especie de competencia para ver quién es más arriesgado o atrevido; y no es que tengamos nada en contra de eso, al contrario, en Let’s Kinky siempre te estamos incentivando a probar cosas nuevas y atreverte a salir de tus zonas de confort en lo que a sexo se refiere; sin embargo, también nos preguntamos: si alguien se siente sexualmente pleno con prácticas más convencionales, ¿por qué debería sentir la presión de “deschongarse” y comprar el látigo último modelo?

Tan válido es querer incursionar en nuevas experiencias como no querer hacerlo, lo único - y esto es muy importante - es que lo ideal sería que compartieras esta elección con tu pareja, de otro modo podrían tener algunas diferencias. Escapar del “sexo vainilla” e introducirse en prácticas como el swinger o el sexo duro debe ser una elección consciente y MUTUA. No querer arriesgarse tanto es también súper válido y nadie debería sentirse mal por ello.

Además, no te preocupes, para salir de la rutina no es necesario que pruebes cosas que te parezcan demasiado intensas o extremas; también se puede ser tradicional y Kinky al mismo tiempo, basta con pequeños detalles como cambiar de escenarios e incluir algunos accesorios como aceites, velas o lubricantes. Recuerda que lo más importante es que tú y tu pareja se sientan cómodos, seguros y exploten su erotismo al máximo.

¡Sé auténtico, sé Kinky!

Y si quieres empezar a cambiar de escenarios, te recomendamos que empieces por aquí: Lo que siempre has querido saber antes de ir a un LoveHotel

0 Comentarios

Compartir artículo:

  • Nota anterior
      Nota siguiente
    BIGTheme.net • Free Website Templates - Downlaod Full Themes

    AL CONTINUAR CON LA NAVEGACIÓN EN ESTE SITIO ACEPTO QUE SOY MAYOR DE EDAD. MÁS INFORMACION