Cultura Eróticacereza

  • cultura erotica
  • Arte, Cine, Teatro, Historia, Literatura y Música
  • cultura erotica
  • Arte, Cine, Teatro, Historia, Literatura y Música

La interesante historia de las fotos más eróticas de Marilyn Monroe

Por: Redacción Kinky

Douglas Kirkland y Marilyn Monroe trabajaron juntos en unas fotografías muy sensuales y aquí te contamos todo lo que debes saber al respecto.

La interesante historia de las fotos más eróticas de Marilyn Monroe
Douglas Kirkland y Marilyn Monroe trabajaron juntos en unas fotografías muy sensuales y aquí te contamos todo lo que debes saber al respecto.

Marilyn Monroe es uno de los Sex Symbols más Kinky de todos los tiempos; su belleza, su talento, su envidiable figura y, sobre todo, su actitud sensual, la han convertido en un ejemplo para todas aquellas personas que desean explotar su lado más sexy. No es de sorprender que sus apariciones en distintas películas y fotografías sigan elevando la temperatura al máximo de quienes las miran. 

Corría el año de 1961 cuando al célebre fotógrafo canadiense Douglas Kirkland le fue encomendada la tarea de tomarle una sesión fotográfica muy sensual a la diva estadounidense. Para ese entonces, Marilyn Monroe tenía 35 años de edad y el joven fotógrafo apenas tenía 27. Saber que tendría a una de las mujeres más bellas del mundo frente a sus ojos y posando para el lente de su cámara, lo puso muy nervioso y, por supuesto, muy emocionado. 

Douglas Kirkland cuenta que ese día, Marilyn Monroe llegó dos horas tarde a la cita, pero a nadie le importó porque era una superestrella de talla mundial. Además, contrario a lo que el joven fotógrafo esperaba, la guapísima actriz fue una mujer muy amable con él y relata que, desde que puso un pie en la habitación, se acercó a él con mucha efusividad para saludarlo con un cariñoso abrazo y un beso en la mejilla. ¡Kirkland se quedó sin aliento ante este hecho! 

Por si esto fuera poco, y para una sorpresa aún mayor del fotógrafo y de todos los presentes en la habitación, Marilyn Monroe le pidió a todos que abandonaran el lugar y que la dejaran a solas con Douglas Kirkland para comenzar con la sesión fotográfica. El canadiense tuvo que controlar sus emociones y actuar con el mayor profesionalismo posible porque, además, la emblemática rubia iba a posar casi completamente desnuda ante su cámara.

En un principio, Douglas Kirkland había sugerido retratar a la mujer usando un vestido muy entallado que le llegaba hasta los talones. Sin embargo, a Marilyn Monroe no le encantó la idea y, en cambio, prefirió realizar las fotografías dentro de su cama usando tan solo una delgada sábana de seda semitransparente y una almohada para cubrirse entre toma y toma. 

Douglas Kirkland confiesa que no pudo evitar apreciar el sensual cuerpo de Marilyn Monroe cada que cambiaba de posición y se volvía a tapar con la manta. El exitoso fotógrafo declaró dudoso que parecía que la sensual mujer sabía que él estaba disfrutando el espectáculo y eso le daba una gran razón para ser todavía más coqueta y juguetona durante la sesión. 

Te recomendamos leer: Marilyn Monroe, la estrella culta

Cuando la toma de fotografías concluyó, Douglas Kirkland tuvo una oportunidad que muchos hubieran querido aprovechar, se metió (con toda su ropa puesta) a la cama con Marilyn Monroe. Ahí acostados, se tomaron unas horas para platicar acerca de sus vidas, sus pasiones, sus miedos y varios temas interesantes. Kirkland conoció a la mujer de una forma muy íntima sin haber tenido ningún tipo de actividad sexual de por medio, pues ambos actuaron con total profesionalismo. 

Cuando llegó el momento de despedirse, los dos estuvieron de acuerdo en que querían volver a trabajar juntos en el futuro e, incluso, Kirkland esperaba que se pudiera dar una amistad entre ellos. Sin embargo y, muy tristemente, ese momento nunca llegaría, pues Marilyn Monroe fue hallada muerta nueve meses después (a los 36 años de edad) dentro de su hogar por una supuesta sobredosis de barbitúricos. Douglas Kirkland estaba en París cuando se enteró, y la noticia le rompió el corazón. 

LA SUBASTA DE LAS FOTOS DE MARILYN MONROE

Un dato muy impresionante, es que esas eróticas fotografías fueron de las últimas tomas profesionales que se le hicieron a Marilyn Monroe antes de morir. Douglas Kirkland tuvo ese gran honor. El 29 de octubre de este año, una casa de subastas en Nueva York llamada Christie’s decidió ofrecer al público el paquete con las fotografías originales y la cámara Hasselblad del canadiense, quien ahora tiene 85 años. 

Y si quieres saber lo más increíble, han pasado 58 años después de esa sesión fotográfica y nadie quiso comprar las eróticas fotografías de Marilyn Monroe. La razón es completamente desconocida, así como también se desconoce qué sucederá con las imágenes. Algo que es un hecho, aunque alguien adquiera las fotografías o no, es que Douglas Kirkland se convirtió en uno de los fotógrafos más famosos de Hollywood y por siempre tendrá la satisfacción de haber sido el autor de esas sensuales fotos. 

Desde sus fotografías y videos con el vestido más Kinky y famoso de la historia en la película The Seven Year Itch, hasta sus imágenes en traje de baño y su video cuando la sexy mujer le cantó Happy Birthday a John F. Kennedy de una manera muy provocativa, Marilyn Monroe por siempre quedará grabada en la mente de las personas como una de las mujeres más hermosas y sensuales que jamás ha existido. Disfruta estas fotografías que te dejamos y... 

Dale sentido a tus sentidos. 

Si esto te interesa, no te puedes perder: Las fotos más sensuales de Ana de Armas, la nueva chica Bond

0 Comentarios

Compartir artículo:

  • Nota anterior
      Nota siguiente
    BIGTheme.net • Free Website Templates - Downlaod Full Themes

    AL CONTINUAR CON LA NAVEGACIÓN EN ESTE SITIO ACEPTO QUE SOY MAYOR DE EDAD. MÁS INFORMACION