Bro Code: esas reglas no escritas entre amigos

18 marzo, 2017 3 mins de lectura
Compartir

Dicen que “en la guerra y en el amor todo se vale”, pero cuando interviene la amistad esta frase pierde un poco de su valor, al menos en teoría. ¿Cuántas veces hemos escuchado “uno no se mete con la ex de un amigo” o “a la novia de un amigo se le respeta”? Estas frases conocidas por todos forman parte de una especie de código no escrito de lealtad que pretende anteponer la amistad a las relaciones amorosas.

En tiempos recientes, este “código” se ha vuelto más famoso, en gran parte gracias a la serie How I Met Your Mother y a su famoso personaje Barney Stinson quien menciona constantemente el renombrado bro code (brother: hermano, code: código) al cual se deben atener los amigos. Obviamente, la serie cómica lo trata con un tono humorístico, pero se basa en estas reglas no escritas que dictan lo que no se debe hacer en términos de amistad y de pareja. 

¿Y cuál es la regla primordial de este código? Una frase en inglés la expresa también con mucha claridad: “bros before hoes”. La traducción literal puede parecer insultante, pues hoes es la abreviación de whores (putas), pero en realidad la frase ha pasado a significar simplemente: los amigos antes de las mujeres; es decir, cualquier relación que pueda dañar la amistad debe quedar fuera de consideración.

andar o no andar con mi ex

Entonces, ¿qué debemos privilegiar en nuestra vida: el amor de pareja o el amor de amigos? Por supuesto, cada quien tendrá su propia respuesta, pero habría que pensar que por algo le damos tanta importancia a este código de amigos ¿no? El poeta español Francisco de Quevedo, en uno de sus poemas más famosos, describe el amor como una contradicción constante que nos trae, inevitablemente, tantas dichas como desdichas y que nos hace sufrir tanto como nos hace gozar. 

Por otro lado, el poeta libanés Gibran Kahlil, en su poema Amistad, describe esta relación como aquella que, si bien no está exenta de altibajos, sí está exenta de sufrimiento, es más incondicional, duradera y profunda. Así pues, si les creemos a los poetas y los filósofos (que algo deben saber sobre el tema) pareciera que, de las muchas relaciones que entablamos diariamente, la amistad es de las más valoradas históricamente.

Con esto no pretendemos decirte que te olvides de las mujeres, te vuelvas monje y te dediques a cultivar amistades, ¡por supuesto que no! También sabemos que, ya en la realidad, no siempre es fácil cumplir con el bro code cabalmente, pues las pasiones y los deseos a veces aparecen sin que lo esperemos; sin embargo, si privilegiamos la lealtad y la honestidad en cualquier relación que establezcamos, las reglas – escritas o no – pueden sobrar.

¡Hazte Kinky!

También te puede interesar: El machismo de siempre, visto desde la otra esquina

 

The Sensual Tea Let`s Kinky